Crítica // LA NOCHE MÁS OSCURA (o la magistral disección de una idea y de la mujer entregada a ella)

lancohe masosc7zero-dark-thirty-2012-pic05Al ritmo poderoso, intenso y terrible de una apisonadora avanza el relato de Maya, una mujer esclavizada por la idea de acabar con un hombre. La CIA, las torturas, la arena del desierto y los atentados terroristas son elementos necesarios en su historia pero La noche más oscura es, en esencia, el retrato de una vida entregada a un objetivo. Maya ejemplifica la soledad del guerrero, representa la lucha encarnizada de una rara avis en un mundo de sombras, donde la moral se encuentra en estado de sitio permanente, donde se disecciona un mal siempre identificado con el enemigo y en el que la lógica de los objetivos de empresa se cuantifica en sangre. De entrada diré que no me interesan los juicios éticos sobre esta obra magnífica y rotunda que solo pretende hacer cine con ortografía de plumilla; es decir, contar algo sin calificar el suceso narrado.

la noche másjessica-chastain1La noche más oscura -mucho mejor, por cierto, que En tierra hostil y que, sin embargo, me temo no le reportará un nuevo Oscar a Kathryn Bigelow– extrae lo mejor de la anterior obra de la directora californiana (su sensación de documental intimista) y le añade la redacción que es propia del género noticioso en la profesión periodística. No es que Mark Boal y Bigelow pretendan ser fidedignos a la letra exacta de los acontecimientos; lo que buscan, más bien, es evitar los adjetivos en su redacción. Como en una noticia bien escrita, radiada o televisada, el juicio se lo dejan al espectador.

1148482_ca_zero_dark_JLCGuión y montaje comulgan en la intención de combinar la neutralidad del mero observador con un fabuloso ritmo cinematográfico que imprime una cadencia silenciosa pero enervante que cautiva exponencialmente, secuencia a secuencia. En la misma línea de la magistral Zodiac, de David Fincher, la energía de cada escena depende mucho de la que emanan los personajes que en ella aparecen y, aunque no parecen ser demasiado significativos a distancia corta, los puntos de inflexión diseminados a lo largo del metraje horadan con paciencia el intelecto y el ánimo del espectador hasta descubrirse en cierto momento apasionado y aprisionado por el conjunto del relato.

lanoche massaaEl segmento final, que no detallaré para no espoilear nada, es de lo mejor que he visto jamás en una pantalla de cine. Pero la eficacia de esta secuencia sería menor si para el momento en que se ataca el escondite de Bin Laden uno no estuviera ya comprometido con la causa de un modo absoluto e incondicional. Pero eso ya lo ha conseguido Bigelow mucho tiempo antes, y por ello la fuerza del clímax es tan apabullante.

Nomalmente, uno se acerca a un trabajo interpretativo del modo más aséptico posible y lo considera bueno o malo según su escala sin muchas más vueltas. En el caso de Jessica Chastain no es posible más que el babeo alucinado. Y no lo digo porque mi enamoramiento de ella sea ya casi doloroso (que también); la cuestión es que esta pedazo de actriz se come la pantalla con patatas y no importa quién esté a su lado. Uno solo tiene ojos y oídos para su presencia arrolladora, primitiva y delicada a la vez; una camaleona pelirroja que tiene que llevarse el Oscar sí o sí (y eso que aún me queda ver a mi también querida Jennifer Lawrence en El lado bueno de las cosas) porque es todo talento, carisma y belleza. Una luz maravillosa en estos tiempos de medicoridad en las colinas de Hollywood. Por lo expuesto, solo añadiré que el único miembro del reparto que hace desviar alguna vez los ojos de Chastain es un fantástico Jason Clarke, un actorazo demasiado minusvalorado al que espero ver más a menudo y en papeles más importantes que el que borda en esta ocasión.

la-noche-mas-oscura-zero-dark-thirty-465El cinéfilo simple está obligado por la regla de los tres elementos y, ante todo, porque se lo debe a sí mismo por su propia condición, a ver La noche más oscura, un film tan redondo como obtuso, que agota, entristece, desgarra yentusiasma. Puede ponerse en tela de juicio la falta de una crítica explícita a ciertos comportamientos del gobierno yanqui, lo acepto; pero el que lo haga, probablemente no se haya enterado de lo que es una película y su cara esté tan mustia como el palo que lleva metido en el culo. ¡Bravo, Bigelow! ¡Gracias, Chastain!

Anuncios

Acerca de davidsimple

Soy un joven valenciano licenciado en Periodismo. Mi pasión por el séptimo arte me ha llevado a comenzar esta aventura en el mundo blog.

Publicado el 5 enero, 2013 en EN CARTELERA: CRÍTICAS SIMPLES y etiquetado en , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Se agradece leer esta critica. Yo ya estaba pensando que esto de los premios es un poco tongo porque demasiados premios para los mismos de siempre… ¿será que no tienen criterio? ¿Puede existir tanta comunión a la hora de premiar? ¿o acaso se amaña de antemano para que al llegar a los oscars ‘tal pelicula’ haya ganado ‘x’ premios y ‘la otra’ otros tantos?… vamos, como OT, La Voz, Eurovisión y todo eso..

    En fin, leyendote veo que no. Que al parecer se merece lo que está cosechando, así que… ganas de verla, ¡subiendo!

    • Je je. Eres muy conspirativo, simple-mente. Esta temporada de premios es bastante buena para ver que los criterios no son, ni mucho menos, unánimes (por lo menos entre los críticos). Otra cosa son las academias… Pero tampoco te fíes demasiado de mi opinión, que es solo la mía. Zodiac o La noche más oscura, sin ir más lejos, son buenos ejemplos de que cada uno es un mundo, vaya.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: